Tema 3.2. Los recursos hídricos en España: disponibilidad y aprovechamiento

LOS RECURSOS HÍDRICOS EN ESPAÑA: SU DISPONIBILIDAD Y APROVECHAMIENTO

0. Introducción. El agua es un recurso esencial para la vida y las actividades humanas. Por eso, la población siempre ha buscado asentarse cerca de recursos hídricos (ríos, lagos, …). Recuerda que las primeras civilizaciones (Egipto, Mesopotamia, China, …) nacieron y crecieron cerca de los ríos (Nilo, Éufrates y Tigris, …).

1. Usos del agua. Podemos distinguir dos tipos de usos del agua: consuntivo (consumo) y no consuntivo (no consumidor).
A. Usos consuntivos (consumidores de agua): regadío agrícola (más del 80% del agua consumida), actividades económicas (minería, manufacturas, actividades terciarias, …), y hogares y municipios (limpieza de calles, jardines, …). El consumo de agua se ha incrementado muchísimo en los últimos años por la mejora de nuestro nivel de vida, encontrándose España entre los países del mundo con mayor consumo de agua. En 2006, 160 litros por persona y día.
B. Usos no consuntivos (no consumidor de agua): pesca, deportes náuticos, producción hidroeléctrica, …

2. Balance hídrico. En España, los recursos hídricos proceden, sobre todo, de las precipitaciones que alimentan  las aguas superficiales y acuíferos. Del total de precipitaciones caídas, sólo se aprovecha el 33% (1/3) debido a la fuerte evaporación, y del volumen de agua que queda, no se aprovecha ni la mitad (menos del 50%). Por ello, existe un déficit hídrico anual  de unos 3500 hm3 debido a una serie de causas:
A. Irregular distribución de los recursos: La principal fuente de abastecimiento de agua son los ríos, y estos presentan una fuerte irregularidad estacional (escaso caudal en verano) e interanual (hay años secos) y una desigual distribución espacial al haber zonas excedentarias de agua (norte, cuencas del Duero, Tajo y Ebro) frente a otras áreas con déficits evidentes (cuencas mediterráneas). El agua procedente de la desalinización, depuración y acuíferos es mucho menor.
B. Irregular distribución de la demanda: La mayor demanda se concentra, precisamente, en las áreas con menores recursos hídricos: en el arco mediterráneo (Catalunya, Comunitat Valencia, Murcia, …) al ser las áreas de mayor dinamismo económico.
C. Insuficiencia de los embalses y pérdidas de agua: El agua embalsada no es suficiente para cubrir una demanda en alza, circunstancia que se une a las importantes pérdidas de anuales de agua por el uso de sistemas de riego inadecuados  y fugas de las conducciones.
D. El cambio climático: Podría agravar muchísimo más la situación al acentuarse la sequía.

3. Obras hidráulicas. Son las infraestructuras construidas para regular los recursos hídricos y mejorar la calidad del agua.
A. Obras para regular los recursos hídricos: Los ríos se han regulado por medio de embalses, canales y trasvases.
a. Los embalses son grandes extensiones de agua almacenada detrás de una presa o barrera transversal a la corriente. En la actualidad son más de mil y se aprovechan para producir energía hidroeléctrica, asegurar el abastecimiento de agua y regular el caudal de los ríos evitando inundaciones.  Sin embargo, los embalses presentan ciertos problemas (aterramiento, grietas, alteraciones sociales, …).
b. Canales de distribución: Son conducciones de agua. Suman más de 15000 kms., pero están anticuados o en mal estado, lo que provoca pérdidas.
c. Trasvases: Son transferencias de agua entre cuencas excedentarias y deficitarias. Actualmente hay unas 38, y la más importante es la del Tajo-Segura. Generan  importantes problemas sociales entre CC. AA.
B. Otros recursos hídricos: los lagos pirenaicos a más de 2000 m. de altitud; los acuíferos (pozos y galerías, tan importantes en Canarias); y agua del mar y agua salobre. C. Obras para mejorar la calidad del agua: potabilizadoras y depuradoras.

4. Política hidráulica. Son las medidas políticas tomadas por los gobiernos y tienen dos objetivos principales: la regulación y la gestión de los recursos hídricos.
A. La regulación de los recursos hídricos corresponde a la Ley de Aguas. Esta establece que todas las aguas son de dominio público y estatal. Canarias tiene su propia Ley de Aguas adaptada a la variopinta realidad insular canaria (no es lo mismo la verde y húmeda Benahoare/La Palma que las secas y áridas Er Banni/Fuerteventura y Titerogatra/Lanzarote).
B. La gestión de los recursos hídricos se lleva a cabo mediante la planificación hidrológica.
a. Los Planes Hidrológicos de Cuenca determinan las necesidades y obras de cada cuenca hidrográfica. Son elaborados por las Confederaciones Hidrográficas en las cuencas intercomunitarias y por los gobiernos de las CC. AA. en las cuencas intracomunitarias.
b. El Plan Hidrológico Nacional coordina los planes de las cuencas y diseña las actuaciones generales. Sus objetivos son: lograr el autoabastecimiento hídrico de cada cuenca eliminando la dependencia del clima, conseguir una buena calidad del agua para beber y mantener los ecosistemas acuáticos, prevenir inundaciones y sequías, e impulsar la investigación la innovación tecnológica para conseguir todos los objetivos anteriores.

A %d blogueros les gusta esto: